Guía práctica para poner en orden tus finanzas (Parte 1)

Hoy en día estamos repletos de información por diversos medios. El alcance actual del contenido con respecto a las generaciones pasadas es exponencial. Esto si bien representa un gran avance tecnológico y comunicacional que nos permite tener ventajas y mantenernos interconectados, también trae consigo nuevos problemas.

El exceso de información hace difícil diferenciar cuál de ella nos es realmente útil y puede incluso generar una parálisis por análisis. En general tener demasiada información nos puede abrumar al momento de ejecutar.

Las finanzas no escapan de esta realidad. Mientras que conseguimos millones de artículos, podcast y libros no solo no sabemos por donde empezar sino también a quien creerle en medio de comentarios y opiniones encontradas. 

Incluso una buena información en un momento no oportuno puede resultar inútil en la práctica, por esto y para simplificarte los primeros pasos te dejo una guía práctica para empezar a poner en orden tus finanzas.

Acá podrás encontrar el paso a paso de qué aspectos considerar para dejar de posponer las acciones, plantear tus objetivos y ejecutar tu plan. De forma paralela puedes continuar educándote para desarrollar mas habilidades que te permitan optimizar tu estrategia, pero finalmente la idea es empezar.

En esta primera parte vamos a definir tu punto de partida pero, no te pierdas la segunda parte el próximo miércoles en donde podrás establecer estrategias y descargar el Workbook ¡para desarrollar todo tu plan!

Paso 1: Define tus objetivos

Lo primero que necesitamos hacer es definir cuáles son nuestros objetivos a corto, mediano y largo plazo. Si no sabemos hacia dónde vamos nos será imposible determinar un plan de acción.

Si no defines tus objetivos podrás estar moviéndote pero no sabrás hacia donde o si estás dando vueltas en círculos.

Plantear objetivos puede ser todo un reto ya que representa aquellas cosas que queremos conseguir pero que no sabemos si podremos lograrlo. Si la ansiedad o la incertidumbre se apodera de ti recuerda que el objetivo nos sirve para definir los pequeños pasos del camino y que una vez que lo definamos solo vale centrarse en lo que podemos trabajar en el presente. 

Seguramente lo primero que venga a tu cabeza sea definir objetivos netamente financieros. Sin embargo te recomiendo iniciar con un paso previo y definir tus objetivos de vida. Te explico por qué:

Quizás de forma aislada puedas querer conseguir ingresos por 4000$ al mes. Y realices un plan exhaustivo para conseguirlos con largas jornadas de trabajo, un estilo de vida al mínimo y un gran potencial de ahorro. Pero si para tus objetivos de vida construir una familia y vivir momentos especiales con ellos sea prioridad por sobre tu meta de ingreso, es probable que tu plan para conseguirlo deba cambiar y ser ajustado.

Una vez que repases tus objetivos de vida, aquellas cosas que consideras muy importantes y que representarían la mayor fuente de satisfacción y felicidad en tu vida puedes avanzar a los objetivos financieros que acompañan esas metas de vida. Algunas preguntas que puedes hacerte son:

  • ¿Dónde me veo en próximo año? ¿En los próximos 5 años? ¿y en los próximos 10?
    • ¿Qué cosas son no negociables para mi? ¿Mi familia? ¿Hijos? ¿Mi reputación? ¿Viajes? ¿Estabilidad?
    • ¿A que edad me gustaría jubilarme? ¿Cómo y donde quisiera hacerlo?
  • ¿Qué condiciones financieras necesito para cumplir mis objetivos?
    • ¿De qué formas mis hábitos financieros pueden ayudarme a construir el futuro que quiero?
    • ¿Cómo puedo avanzar paralelamente con mi plan de retiro?

Puedes ser tan preciso como desees, sin embargo ten en cuenta que mientras mas largo el plazo de las metas, mas probable será que cambien en el tiempo. Por eso siempre es importante considerar muchas alternativas que igual te lleven a sentirte realizado con tus logros. Ser flexible es parte fundamental de todo plan.

Una vez que definas de forma genérica ideales, debemos aterrizarlos en pequeños objetivos realistas y prácticos. Estos objetivos deben de ser SMART –inteligentes-, es decir: deben ser Específicos, Medibles, Alcanzables, Realizables y tener un Plazo estipulado.

Para esto estoy segura de que a Guía practica para armar un plan de acción puede darte algunas ideas básicas y además podrás encontrar la herramienta gratuita de la Matriz de Covey la cual te permitirá priorizar las actividades.

Paso 2: Descubre tu punto de partida

Una vez que sabemos hacia dónde queremos ir es necesario que conozcamos nuestro punto de partida. A nivel financiero esto se consigue a través de un balance y un presupuesto. 

Saber en donde estamos es fundamental para definir nuestras acciones. Saber con que contamos o qué nos obstaculiza el camino nos ayuda a potenciar las fortalezas, mitigar las desventajas, y prepararnos para eventos futuros. 

Un Balance nos permite conocer la situación en la que estamos en un momento particular el cual incluye tus Activos y tus Pasivos. Por lo general desde el punto de vista más práctico de la finanzas personales tus deudas y lo que te deben a ti es de las partidas principales que debes analizar.

Las deudas suelen ser el talón de Aquiles de muchas personas y si este es tu caso es probable que necesites un plan inicial centrado en superar estas cuentas para liberar espacio de ahorro. 

Por su parte el Presupuesto es la herramienta por excelencia de las finanzas personales ya que te permite conocer la relación entre tus ingresos y tus gastos, identificar patrones de consumo y encontrar espacios de ahorro e inversión que te permitan mejorar tu finanzas a largo plazo.

CONOCE NUESTROS CURSOS

¿En qué consiste el presupuesto?

El presupuesto consta de 2 partes: ingresos y gastos. Los ingresos, fijos o variables, es el dinero que nos ingresa como compensación de nuestro trabajo o inversiones, que finalmente usamos para el consumo o ahorro. 

Los gastos son aquellos egresos de dinero. En la mayoría de los casos en los gastos se incluye el dinero que apartamos para el ahorro o la inversión. 

Al finalizar, restamos a los ingresos nuestros gastos y el resultado es un indicador de nuestra situación financiera actual. Si el número es negativo quiere decir que gastamos más de lo que nos ingresa, es decir, estamos en deuda y este patrón de consumo prolongado puede llevarnos a tener grandes crisis financieras. 

Si nuestros ingresos son superiores que nuestros gastos quiere decir que tenemos mayor espacio para ahorrar, invertir o gastar.

Donde estoy y donde quiero estar

Una vez que hagas tu presupuesto actual, sepas cómo es tu patrón de consumo y anotes las partidas que te generan salidas de dinero es momento de ajustarlas a lo que deseas asignar a cada una de ellas a partir de ahora.

Por ejemplo, si actualmente tienes gastos por comidas en la calle por 100$ al mes, puede que quieras ajustarlo a 60$. Si ahora quieres asignar fondos a tu educación para mejorar tus ingresos a futuro, agregarías esta partida. O si optimizarás tu compras en el super para abonar mas a los ahorros para inversión entonces es aquí tu momento.

Lo que buscamos es idear el plan de gastos que debes seguir en pro de poder ir avanzando en los objetivos que te planteaste. Una vez realizados es importante que lo contrastes con la practica. De nada sirve decir en papel que podrás reducir tus gastos un 20% para destinarlos a ahorros si en la practica tu estilo de vida no te lo permite.

Toda estrategia financiera viene acompañada de la forma en la que decides vivir, de las cosas que permites que te influencien, de aquellos a lo que le das peso. Adoptar un mindset enfocado en tus objetivos mas allá de en lo que piensen los demás y aprender a ser feliz con lo que tienes es clave para avanzar. Seguramente este artículo sobre el minimalismo te va a servir de inspiración.

¡NO TE OLVIDES DE LEER LA SEGUNDA PARTE!

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s