Emprendimiento Artesanal y los 3 niveles de valor

Si hay un momento decisivo en el que la producción artesanal fue desplazada por la producción en masas fue cuando Ford empezó a ensamblar los modelos de su auto a gran escala.

Pero, 

¿Qué es un emprendimiento artesanal?

Para los no entendidos, nos referimos a un emprendimiento artesanal cuando los procesos de producción son manuales, sea elaborado por sus creadores o empleados de estos. 

Por lo general, los dueños se involucran en todo, y no veremos la presencia de máquinas industriales en el desarrollo del negocio. 

El Pro de lo artesanal

Aunque hay muchos pros, me enfocaré en dos:

  1. Suele ser más amigable con el medio ambiente. Tanto sus dueños como sus consumidores tienen, además, una mayor consciencia de consumo.
  2. Ayuda a “equilibrar” la balanza económica entre las sociedades, disminuyendo la acumulación de riquezas en unos pocos y permitiendo la igualdad de oportunidades entre los emprendedores.

El contra de lo Artesanal

Uno de los principales contras de los emprendimientos artesanales tiene que ver con los elevados costos. 

El tiempo que conlleva el proceso de producción artesanal, hace que cualquier pieza desarrollada dentro de este modelo conlleve más tiempo, más personas y, por tanto, eleve sus costos comparativamente con sus pares industriales.

La Escala de Valor

Ahora bien, para vender lo artesanal debemos aprender a convertir su “contra” en un pro, y para ello hablaremos de los 3 niveles de valor.

  1. Producto Central: Nos referimos a la creatividad que hay en el proceso.
  2. Producto Real: La infraestructura necesaria para su fabricación y los materiales que utilizas para el desarrollo del mismo.
  3. Producto Ampliado: Refiere a la exclusividad, el prestigio, el sentido de pertenencia y el valor cultural que la pieza puede ofrecer.

Cuando transmitimos correctamente cada uno de estos niveles, el público deja de percibir el producto como “costoso” y comprende que es su justo valor.

¿Cómo transmitir el valor de mis piezas?

Para que las personas valores tus piezas solo necesitas difundir correctamente las ideas asociadas a cada una de las escalas de valor. Veamos algunas preguntas que puedes hacerte para dar con ellas:

Producto Central:

  • ¿Qué te inspira?
  • ¿Cuáles son tus procesos creativos al desarrollar cada una de tus piezas?
  • ¿En qué te basas para definir el concepto de tus productos?

Producto Real

  • ¿Qué herramientas empleas? ¿Cuál es tu lugar de trabajo? 
  • ¿Cuál es el proceso de trabajo? ¿Cuánto demoras en tus creaciones?
  • ¿Qué materiales utilizas? ¿De qué calidad son?
  • ¿Trabajas con proveedores especializados o artesanales?

Producto ampliado

  • ¿Cuál es la raíz de tus producciones? ¿Es una pieza ancestral?
  • ¿Cuán exclusiva es tu pieza? ¿Son creaciones únicas?

Aprovecha las redes sociales y los diferentes medios para dar a conocer cada uno de estos aspectos. Una pieza toma mucho más valor cuando comprendemos todo el proceso que existe detrás de ella. 

Aprende sobre la comercialización de piezas artesanales en nuestro post:

Marketing para emprendimientos artesanales

Y para comunicar el valor de tus piezas, redacta tus textos con técnicas de copywriting.

Ideas para emprender en este mercado

Te comparto ideas para empezar que no requieren de mucha inversión y que puedes arrancar hoy mismo.

Restauración de Muebles Antiguos

En las últimas dos semanas te conté sobre un pequeño emprendimiento que inicié en Cochabamba: DreamBox, y una de las historias que te adelanté fue que restauré varios muebles para la exposición de la boutique.

Algo que descubrí en el proceso, es que con menos de 100 dólares, puedes empezar.

Pintura de tiza y unas pocas herramientas fueron suficientes para darle vida a aquellos muebles abandonados.

Sea para arreglar y vender tus muebles en desuso o para ofrecer un servicio de puesta en valor para tus clientes, la restauración de muebles es una actividad artesanal y amigable con el ambiente que puedes empezar.

Diseño y fabricación de Bijouteria

La bijoutería es económica y con un poco de originalidad, puedes hacerla muy demandada.

Busca proveedores de piezas en el centro de tu ciudad, compra materiales de calidad y busca ese algo que lo haga único y especial, que se convierta en una pieza diferente a la de tus competidores.

Piezas de Concreto

Con simples moldes caseros puedes crear maravillosas piezas de concreto. Macetas, platos, decorativos y mucho más. 

El concreto es económico. 

Busca en algún curso online y empieza a experimentar. Luego, con un poco de copy sube tus piezas a las redes sociales y a los marketplace para venderlas.

Repostería Artesanal

Si lo tuyo es la cocina, busca algunos cafés en tu ciudad y ofréceles hacer algunos postres. Puedes empezar dejándolos a consignación.

Los buenos dulces siempre hacen falta en una cafetería, te lo digo por experiencia.

Tejido Macramé

Una tendencia son los tejidos en macramé, y dentro de estos los amigurumi llegarón para quedarse. Estos pequeños son versiones de animales que se convierten en grandes amigos de los más pequeños de la casa.

¿No sabes tejer? 

Suerte que existe Youtube y cientos de cursos online.

Dale play, compra los materiales y empieza hoy mismo.

Hasta una próxima oportunidad

Espero que este post te haya dado algunas ideas, y aún más, te ayude a comunicar el valor de tus piezas, porque no importa qué dices, sino cómo lo dices.

Aprovecha nuestros post sobre: 

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s