Tu primera estrategia SEO

¡Estimado lector!, antes de comenzar nuestro post de SEO, permítame contar un pequeño cuento.

Una de mis historias preferidas de la antigüedad es el mito griego del rey Midas. La historia nos cuenta que un genio «¿cuándo no?» le otorgó a dicho rey el poder de convertir en oro todo lo que tocase.

Cuestión, que el rey comenzó a manosear todo, a diestra y siniestra, con el fin de revalorizar sus posesiones con poco esfuerzo. El propio Midas repitió el proceso tantas veces cómo pudo, hasta el cansancio.

Agotado de tanta transmutación, decidió que era momento de comer un bocadillo. Pero aquí surgió el primer problema, pues, comida que tocaba se convertía en oro.

Entonces, aquello que parecía ser una bendición y solución para sus problemas a corto plazo, resultó ser una tragedia en el largo plazo. Para resolver el problema, el propio Midas les rogó al Dionisio, que le retirase los poderes que le había otorgado, retrocediendo todo el proceso.

Esto mismo podríamos decir que sucede con el mundo digital «salvando las distancias». Pues, muchas veces, los emprendedores pensamos en el dogma de que un único plan puede ser la solución para nuestros negocios. Pero resulta ser, que las estrategias exclusivas de anuncios pueden ser pan para hoy, y hambre para mañana.

Tener una estrategia de pago está muy bien, pero complementarla con sistemas de posicionamiento orgánico te permitirá la permanencia en el largo plazo.

¡Hola!, soy Tupac Bruch. Y Hoy seré vuestro guía digital, quién les enseñará a que debemos planear lo que queremos, pues, lo que deseamos puede volverse realidad.


¿Qué es el SEO?

SEO es la sigla para Search Engine Optimization, que significa «optimización para motores de búsqueda». Básicamente, son una serie de técnicas que tienen como objetivo mejorar el posicionamiento web de nuestro sitio web.

Esta estrategia de Marketing Digital te permite destacar en la web, sin tener que gastar dinero en anuncios. ¡Sí, esto es posible!.

Para ello, debemos cumplir con una serie de optimizaciones, que dictamina Google, que, aunque no sea el único, se lleva más del 90% del mercado mundial.

Market Share de buscadores de internet.

Entonces, sí queremos aumentar nuestro tráfico orgánico, debemos hacer caso a lo que dicen las directrices de Google.

Pero, además de lo que mucha gente piensa, estas prácticas no son extremadamente técnicas. Son optimizaciones que puede hacer cualquier persona con ganas y dedicación.

Ok, también es cierto que hay nichos de mercado más difíciles de posicionar que otros. Pero les aseguro, que sí realmente se empeñan en optimizar su sitio, los resultados acompañarán.


Nociones básicas de SEO

Primero, debemos entender que hay varios tipos de factores que tenemos que optimizar. Algunos de ellos ocurren dentro de nuestro sitio, y otros ocurren por fuera.

A los primeros los llamaremos SEO on-page, porque ocurren justamente, dentro de nuestra área de control. Entonces, sí los que están dentro se llaman On-page, ¿los de fuera se llamarán?, ¡exacto!, factores Off-page.

Abarcar ambos factores ocuparía mucho para un solo post, así hoy tocaremos solo los factores que son directamente dependientes de nosotros.


Comenzando nuestra estrategia SEO

Lo primero, es siempre pensar en nuestros propios objetivos. ¿Por qué tenemos un Blog?, ¿Qué objetivos profesionales queremos alcanzar?. Sí tenemos claro esto.

Luego, lo que tenemos que entender, es que el contenido manda, luego vienen las optimizaciones. Por eso, en estos tres pasos muy generales, veremos cómo conectar tu contenido con el público.

Pero, para ello, primero debemos pensar el proceso opuesto. Sí sabemos que un mensaje, va desde el emisor hasta el recepto, en la inversa de dicho vector, tendremos al público. Entonces, empezaremos por ahí.


1. Piensa en el público

Lo primero que tenemos que pensar, es en el público objetivo, y la importancia de identificar a tu cliente ideal. Pero, en lo que al SEO refiere, hay que entender dos puntos cruciales. Siendo que tenés que ser capaz de responder a estas dos preguntas:

  • ¿Quién es tu consumidor final?
  • ¿Cuáles son sus puntos de dolor?

Sí aún estás con dificultades para responder con certeza, una idea interesante es aceptar feedback con comentarios. Estos pueden darse a través del propio blog, por email, o a través de encuestas de satisfacción.


2. Analiza las palabras clave

En este punto, es importante preguntarse sí el contenido que estamos haciendo es útil para el público. En el caso de que la respuesta sea afirmativa, restaría encontrar las palabras clave pertinentes conforme a lo que busca el usuario.

Para encontrar estas palabras clave tenemos tres principales metodologías:

2.1 Por medio de herramientas

Ahora toca buscar herramientas para encontrar las palabras clave que utilizan los usuarios, en este punto tenemos que hacernos una nueva pregunta. ¿Hacemos contenido evergreen o nuestros posteos se basan en tendencias?

Sí la respuesta es la primera, debemos usar un planificador de palabras Clave como Google Keyword Planner, o Keywordtool.io.

Pero, sí nos dedicamos a las noticias, será más relevante entender cómo usar las tendencias en Google Trends.

Cada estrategia de contenidos tiene su punto fuerte y débil. Las tendencias traen mucho volumen de golpe, pero no es sostenido en el tiempo; en cambio, el contenido evergreen se puede explotar mucho en el tiempo, pero quizás no tenga mucho volumen de búsqueda.

Pero tampoco se trata de abusar de las Keywords, pues caeremos en una mala práctica conocida cómo Keyword Stuffing.

2.2 Comprobando las sugerencias en Google

Esta es una manera muy simple de buscar las palabras clave. Simplemente, necesitamos ingresar a Google en modo incógnito, y empezar a tipear un término de búsqueda relacionado con nuestro contenido.

Allí mismo aparecerán las diversas consultas ingresadas por los usuarios. Debemos tomar el o los términos de búsqueda que nos interesen, e ir insertándolos en los diferentes títulos y subtítulos de nuestro post.

Por poner un ejemplo: Estamos haciendo un posteo sobre cactus. Buscamos en Google los términos de búsqueda más relevantes, y luego podríamos aplicar cada consulta en un subtítulo.

2.3 Por medio de una interpretación semántica

La interpretación semántica tiene que ver en «pensar cómo el usuario«. Pues, puede ser que estemos creando un contenido que actualmente tiene muy pocas búsquedas. Entonces, toca en ponernos en los zapatos del usuario, y preguntarnos las cosas desde el punto de vista del usuario.

Para ello, primero tenemos que entender el tipo de búsqueda que el usuario realizaría. Los tipos de búsqueda como norma general, no excluyente, son tres:

  • Búsqueda informativa: La intención que tiene un usuario es la de obtener información. Por continuar el ejemplo del cactus: "¿Cómo regar un cactus?".
  • Búsqueda transaccional: Las consultas de este tipo, buscan directamente cerrar una transacción. Por ejemplo: "comprar cactus con flor".
  • Consulta de navegación: Por último tenemos las de navegación, en la que el usuario busca una determinada página en el buscador. Sería el caso del siguiente ejemplo: "mercadocactus".

Al tener claro esto, podremos deducir cómo buscará el usuario un determinado término de búsqueda. Pero también, la importancia de poner el título de nuestro sitio.


3. Optimizar el SEO on-page

Ahora simplemente resta en optimizar el SEO on-page. Recordemos que son los factores que podemos controlar directamente desde nuestro propio sitio web.

Para ello, veremos 7 puntos relevantes que sí o sí tenemos que tener en cuenta.

3.1 Experiencia del usuario «UX»

Lo más importante para Google siempre será la experiencia de usuario. Para esto, tenemos que brindar una buena experiencia en el sitio, con una velocidad aceptable y con un diseño cuidado.

Cuando un sitio web tiene muchos enlaces rotos, o redirecciones, nuestro SEO se verá muy penalizado.

3.2 Contenido

Este punto se relaciona directamente con el punto anterior. Es importante crear el contenido pensando en el usuario y no en el buscador de Google.

Recordemos qué quien nos consume es una persona y no una máquina. Cuando te dicen que el contenido es rey, por algo es.

El SEO se volvió muy competido en los últimos años. No hay palabras clave que aguanten cualquier cambio en el algoritmo, pero sí tu contenido está pensado para los usuarios. Estos te consumirán sin importar las variaciones y actualizaciones de Google.

Por eso, considero que esta guía es muy relevante para escribir contenido.

3.3 Direcciones URL

Este apartado está directamente relacionado con las consultas navegaciones. Por este motivo, es muy relevante que la URL esté pensada conforme al contenido. Veamos dos ejemplo para los mismos cactus.

Una URL correcta podría ser: «soycactus.com/cuidando-tu-primer-cactus«.

Una URL incorrecta podría ser: «soycactus.com/asp283hd0313c-dadGjawncp023jnfasf«.

— ¿Se nota la diferencia?.

3.4 Meta descripciones y Meta títulos

Las meta-etiquetas aparecen en los motores de búsqueda. Podríamos cambiar los títulos y las descripciones pensando en los diferentes sitios donde apareceremos.

Hacer títulos conforme a las búsquedas del usuario es bueno para aparecer en Google. Pero, sí vamos a compartir nuestro contenido en las redes sociales, quizás podríamos apelar a un título copy.

Ejemplo título de tipo contenido: «Aprende a regar y cuidar tus cactus«.

Ejemplo de título tipo copy: «No creeras lo fácil que es cuidar esta planta«.

3.5 Correctas jerarquías de títulos H

Esto parece una cuestión muy sencilla. Bueno, en realidad lo es, pero mucha gente se saltea las jerarquías de los Títulos y Subtítulos H (H1; H2; H3; etc.).

Una correcta jerarquía es buena tanto para Google, cómo para una buena experiencia de usuario.

Cómo norma general tenemos los siguientes títulos H:

  • Título H1: Es el título principal, y se utiliza cómo título de contenido. Debe incluir sí o sí la palabra clave que estamos atacando.
  • Subtitulo H2: Estos son subtítulos principales. Aquí podemos atacar la palabra clave, en su versión long-tail.
  • Subtitulo H3: Este subtítulo también posiciona en Google, y ayuda a la experiencia de navegación en nuestro sitio.
  • Etiquetas menores: Las etiquetas que van de la H4 a la H6, no posicionan en Google. Se usan para facilitar la navegación.

Solo puede haber un título principal H1, y por debajo tienen que estar los H2, luego los H3. Y así, los que sean necesarios hasta tener una jerarquía completa y correcta.

No utilices títulos H3 sí por encima no hay un H2.

3.6 Enlaces internos

Los enlaces internos le dan fuerza tanto a tu contenido principal como a la navegación en tu sitio. Mejora métricas cómo el Dwell time o la tasa de rebote.

Aplicar enlaces internos es muy simple y ayuda a conectar tu contenido. Pero en especial, te ayuda con el proceso de indexado. Pues, los crawlers de Google van saltando entre enlaces, y cuando llegan a uno desconocido, lo indexan. De aquí se desprende también, la importancia de tener un correcto sitemap.

Un contenido sin enlaces se considera como «contenido huérfano«, este tipo de contenido difícilmente será encontrado en Google. Pues, tiene un SEO on-page deficiente.

3.7 Imágenes

Las imágenes son muy importantes. Tanto para el buscador, cómo para los usuarios, pues, se pueden usar Keywords en las etiquetas alt de las imagenes; y también pueden ayudar al usuario a comprender el contenido.

La gente busca imágenes en Google, utilizalas para posicionarte, y generar tráfico orgánico.

Existe un mito que dice que las imágenes más livianas posicionan bien. El cual, en parte es cierto. Pero, las imágenes de alta calidad, suelen tener mejor ranking en Google Discover.

Entonces, ¿las imágenes importan en el SEO?. ¡Sí, sin duda alguna!.


Conclusión:

Espero que la guía te sirva para crear tu primera estrategia SEO. Sí querés profundizar en el tema, te invito a entrar en este posteo con 50 ítems a controlar en un Checklist SEO.

Un gusto colaborar con ABC Emprende. Sí les ha gustado coméntenlo en la caja, y profundizaremos más de este tema.

¡Me despido, hasta la próxima!.

Publicado por Bruchentko

Escribiendo por ahí...

3 comentarios sobre “Tu primera estrategia SEO

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s